Embera Eyábida

Embera Eyábida de Antioquia

Eyábida significa habitante de montaña, los Embera Eyábida en Antioquia, constituimos el 59% de la población indígena del departamento y habitamos en la Urabá en los municipios de Turbo, Apartadó, Chigorodó, Mutatá y Murindó; en el Occidente en los municipios de Dabeiba, Uramita y Frontino; en el Suroeste en el municirpio de Urrao; en el Norte en el municipio de Ituango; en el Bajo Cauca en los municipios de Tarazá, Zaragoza y Nechí y en el Valle de Aburra en el municipio de Medellín.

Los Embera Eyábida, somos mal llamados Katios por la colonia, en la actualidad registramos un proceso de aculturación que se manifiesta especialmente en el cambio de vestimenta tradicional sobre todo en aquellas comunidades  ubicadas cerca a las áreas urbanas y además porque no todo el tiempo llevamos la pintura facial y corporal, los accesorios como collares y okamas o nuestros distintivos sombreros forrados en cintas de colores, en cambio los hombres y mujeres eyábidas de selva, por lo general siempre estamos pintados y llevamos nuestro vestido tradicional, para el caso de las mujeres la paruma (falda colorida, con figuras geométricas generalmente inspiradas en la naturaleza.

Los elementos que cohesiones a las comunidades Eyábidas de las regiones en mención son el idioma propio Embera Bedea (Idioma Embera) hablada por el 95% de la población y por supuesto la relación mágico-religioda con los espíritus de la naturaleza y los territorios, las prácticas tradicionales del pueblo Embera son conservadas en gran medida por los Jaibanás o médicos tradicionales, quienes posibilitan el equilibrio entre la naturaleza y el hombre para curar los males del cuerpo, el alma y el territorio, por esta razón es necesario que en el componente de salud se implementen políticas diferenciales que respondan alas prácticas  ancestrales, que posibiliten el encuentro entre la medicina tradicional o propia y la medicina occidental.

En cuanto al tema educativo, también se hace necesario implementar modelos de educación diferenciales acordes a la realidad de las subregiones ala visión cosmogónica de las comunidades. En este tema, uno de los puntos sensibles de analizar, es la condición semi-nómada que tienen los pueblos Embera Eyábida, quienes constantemente se trasladan de un territorio a otro en busca de alimento.

 

Galería

Lorem Ipsum