En cuidados intensivos de un centro asistencial de Medellín, permanece bajo pronóstico reservado el indígena Embera Eyábida, Fabian Cuñapa, de 35 años de edad, quien el pasado 5 de abril fue atacado por 5 hombres armados que irrumpieron en la tranquilidad de su tambo para agredirlo física y verbalmente.

Cuñapa que estaba acompañado por varios de sus familiares entre mujeres, niños y ancianos, fue atacado con arma blanca pese a que los presuntos integrantes de un grupo armado que delinque en la zona, portaban armas de fuego, causándole serias heridas en su cuello y mano izquierda.

A pesar de a la gravedad de su estado, el comunero logró huir de los atacantes, refugiándose en la casa de uno de sus familiares, quienes lo llevaron hasta el centro asistencial de Dabeiba, occidente antioqueño y desde donde lo remitieron a un centro asistencial de Medellín.

El Consejo de Gobierno Mayor de la OIA, rechazó con vehemencia este hecho y recordó a los actores armados que los territorios indígenas son zonas de paz y que bajo ninguna circunstancia deben ingresar a ellos personas armadas y constató además que Fabian Cuñapa no tenía amenazas de ningún tipo, por lo que las autoridades indígenas investigan los móviles de este intento de homicidio.

Finalmente, la Organización Indígena de Antioquia se comprometió a interponer ante los órganos competentes la denuncia de este hecho y con la guardia indígena acompañar a los familiares de esta familia, para evitar que se repitan hechos similares.